ENFERMEDAD PERIODONTAL

Alguna vez te has hecho preguntas tales como: ¿porque me sangran las encías?,¿porque tengo mal aliento si me cepillo varias veces?, ¿porque tengo la encía roja e inflamada? E incluso ¿porque se me están moviendo los dientes? Bueno, aquí te responderemos el porqué.

Como bien ya se sabe, las encías hacen parte de los tejidos que rodean los dientes, si no hay una adecuada higiene oral puede llevar a enfermar este tejido y generar una condición llamada gingivitis que se caracteriza por la inflamación de la encía, que si no es tratada a tiempo evoluciona a una periodontitis, otra enfermedad que afecta el hueso y otros tejidos que soportan los dientes.


• La gingivitis se debe principalmente a la acumulación de placa dental que viene de los restos alimenticios en la línea que limita el diente con la encía debido a una técnica inadecuada de cepillado e higiene oral y presenta los siguientes signos y síntomas : inflamación de la encía , sangrado al momento del cepillado, mal aliento o mal sabor en la boca , cambio de color a un rojo intenso , retracción de la encía ( la encía se aleja del diente) e incluso sensibilidad dental debido a esta última . Otros factores como cambios hormonales, diabetes, mal posición dental, consumo de tabaco y ciertos medicamentos pueden favorecer la aparición de la gingivitis.
Si la gingivitis se vuelve crónica puede progresar a una enfermedad más delicada para los tejidos de soporte del diente llamada periodontitis.
• La periodontitis es una enfermedad en la cual la infección migra desde la encía hasta los tejidos de soporte del diente que son el ligamento y el hueso. En este punto la placa dental ha hecho un proceso de endurecimiento por debajo de la encía, generando unas bolsas que favorecerán el acúmulo de placa y la propagación más rápida de la infección, dificultando así mismo el cepillado por la incapacidad del paciente de realizar una higiene tan profunda. Aquí se caracteriza por agregar signos y síntomas a los mismos de la gingivitis como la presencia abscesos en la encía, dolor a la masticación, movilidad dental y pérdida de dientes.
Tratamiento
El tratamiento para prevenir y tratar tanto la gingivitis como la enfermedad periodontal se basa en los siguientes puntos:
• Adecuada higiene oral por parte del paciente que incluye cepillado dental como mínimo tres veces al día, el uso de seda dental y enjuague bucal que ayude a recudir las bacterias.
• Asistir a su odontólogo al menos dos veces al año para valoración y limpieza profunda profesional que es la única forma de retirar la placa dental endurecida por medio de un raspado ultrasónico, láser, uso de pasta profiláctica y otros elementos que permiten la remoción adecuada de esta de las superficies dentales.
• Si la periodontitis presenta grados mayores de complejidad será necesario el tratamiento profesional de un periodoncista quien se encargará por medio de métodos más invasivos e incluso quirúrgicos junto con manejo antibiótico para disminuir la profundidad de las bolsas generadas por placa y eliminar las bacterias que se encuentran en la profundidad de las mismas para así recobrar la salud adecuada de los tejidos de soporte y la encía.